Son de naturaleza viva, pero suavizados para acercarlos a tonos más próximos al blanco, por lo que al aplicados en un interior se consigue que éste irradie calma y personalidad. Los colores pastel encajan con gran cantidad de estilos, desde la sencillez y luminosidad del estilo nórdico a la creatividad rompedora del estilo Memphis. No olvidemos que los colores pastel han estado siempre relacionados con ambientes infantiles, dada su capacidad para proyectar serenidad y alegría al mismo tiempo. Con un uso adecuado de estas tonalidades se consigue un espacio tranquilo pero dulce.

 

El color debe ser pensado, soñado, imaginado. Henri Matisse

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies